Esther Tusquets, esa “vieja dama indigna”, los taxistas, los toros y el aborto

Esta mañana he escuchado a Esther Tusquets, editora, en Rac 1. La entrevistadora le ha recordado su animadversión por un colectivo muy concreto: los taxistas de Barcelona. Según esta “vieja dama indigna” (parte del titulo del primer volumen de sus memorias, “Confesiones de una vieja dama indigna”), muchos taxistas no conocen la ciudad, escuchan la radio a todo volumen, no saludan al cliente… En fin, que son… No lo ha dicho, pero uno se lo puede imaginar.

La “vieja dama indigna” (lo de vieja es cierto, lo de dama no lo puedo asegurar y lo de indigna se lo ha puesto ella) ha explicado la discusion que mantuvo con uno de sus amigos taxistas. Sin que viniera a cuento, el conductor mostró su indignación por la prohibición de las corridas de toros en Cataluña. Argumentaba el taxista que es increíble que se prohiba matar a un toro y que se permita, en cambio, matar y triturar a los fetos para hacer con ellos no sé qué (no lo recuerdo).

Y, tras afirmar que ella, por supuesto, está a favor de la prohibición pero entiende que haya gente que no lo esté, explica que con el taxista y su opinión sobre el aborto no había nada que hacer: “Era un idiota”. Y claro, la locutora solidarizándose con la “vieja dama” (repito, lo de vieja, sí, lo de dama, no lo puedo asegurar, lo de indigna, si se lo ha puesto ella, tal vez sea verdad), dando a entender que claro, con un bárbaro no se puede hablar civilizadamente…

En fin, que a mí lo de los toros no me interesa especialmente, lo que me preocupa es que la “elite” intelectual, los medios de comunicación den por válidas opiniones de este tipo. Lo único que demuestran es que los idiotas (o los cínicos) son ellos. Porque, querida vieja dama” (lo de vieja, de acuerdo, lo de dma…), a veces un taxista, amiga, ven la realidad con más claridad que una intelectual pagada de sí misma.

Anuncios

  1. Isabel

    ¡Qué razón amigo! El olfato ético lo poseen más los humildes que suelen estar en los taxis, cajeros, hogares y demás sitios sin ruido mediático que los actuales protagonistas de la cultura, que poseen los micrófonos y el parlamento y que quieren con sus ideas llevarnos al huerto a todos.
    Son los detructores del sentido común. Txus, no pares de escribir para “comunear” de nuevo el sentido de la realidad.

    Me gusta

  2. chema

    Txus
    excelente aportación, gracias.

    Penoso que ésta señora no llegue a vislumbrar que una opinión así, pese a proceder de una persona humilde, puede ser coherente.

    Como dice Isabel, parece que la sombra de la intelectualidad no le permite ver más allá, contradictorio.

    Te sigo!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s