Acabar con la vida de tres para salvar a uno… (2)

Hace unos días, publiqué una entrada un poco dura sobre la selección de embriones para evitar futuras enfermedades. La dureza, si la había, en las formas, no en el fondo. Reconozco que algunos de los titulares propuestos podía rozar la demagogia, pero, en esencia, respondían a la realidad, aunque ésta se encuentre rodeada de batas, microscopios, etc.

Aporto ahora una visión científica del asunto, que he encontrado en un artículo de la profesora López Moratalla, del que os adelanto un fragmento (sí, lo sé, es trampa, porque el artículo vala la pena, pero no puedo evitarlo):

A cambio de un niño sin esa predisposición, dos embriones hermanos se han desechado vivos, uno está congelado y otro murió en la gestación. La madre corre riesgos: la estimulación ovárica aumenta las posibilidades de sufrir cáncer, entre otros el de mama y ovario. El nacido por esta técnica corre un riesgo mayor de enfermedades a causa de la biopsia que le tomaron en su tercer día de vida. Los datos de salud de los niños a los que sometieron a selección eugenésica por diagnóstico genético previo a la implantación no son alentadores. La evaluación de los diagnósticos está en el aire. Lástima que la Comisión Nacional de Reproducción Asistida de nuestro país sea arte y parte en la toma de decisiones para autorizar estos ensayos tan dudosos.

Insisto: vale la pena leer el artículo completo.

Anuncios

Un Comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s