Un regalo, no una carga

Hoy no esperaba escribir nada. Estoy preparando un post largo y no encuentro el momento de meterme a fondo. Sin embargo, he escuchado algo que me ha llamado la atención y quiero compartir:

“Ver en un hijo disminuido una carga y no un don de Dios es pura ceguera”. Lo comentaba una persona que vive cerca de un centro dedicado a la atención de personas con síndrome de Down. “Cada vez hay menos -constataba-, porque con las pruebas de diagnóstico actuales, mucha gente decide abortar”.

Nada nuevo bajo el sol, diréis, y con razón, pero esta forma de expresarlo me ha gustado. Para aceptar un regalo de este tipo es necesario ver con nitidez y desgraciadamente muchos son incapaces de hacerlo en un momento tan importante.

Conozco a una persona que, según los médicos, debía haber nacido con síndrome de Down. Se equivocaron. A otra que, según las pruebas, era un niño y nació niña. ¿Cuántas vidas se han quedado en el camino por no saber ver en la posibilidad de tener un hijo enfermo un regalo?

Anuncios

  1. Quing

    No había pensado en ese dato que comentas: cada vez hay menos disminuidos gracias a la detección precoz y la interrupción del embarazo (¡cuánto eufemismo!).
    ¿no eran los nazis los que pretendían una raza pura? Eso es eugenesia, ¿no?

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s