El día después de la V de… de la V…

Ya se ha montado la V, se ha desmontado y todo el mundo espera a ver qué pasa. Por lo que he hablado, con la gente con la que se puede hablar, el ambiente fue alegre y distendido. También he llegado a la conclusión de que en la V había gente de todo tipo con reivindicaciones diferentes.

Le doy vueltas al asunto y lo veo muy enredado. No le veo salida. Cada vez las posiciones se extreman más y dar marcha atrás resulta complicado.

Pienso que lo mejor para Catalunya y para España sería un suicidio político colectivo: todos fuera, nuevo sistema, dejar atrás la partitocracia, listas abiertas… Partir, en definitiva, de cero.

Pero como esto no se hace de un día para otro… Algunas ideas:

-Los grandes responsables de la situación actual son los partidos que han gobernado en Barcelona y en Madrid. Por el tiempo que ha ostentado el poder, voy a señalar a CiU, a Pujol y a Mas en particular, y al disparatado y genial Maragall como palanca que aceleró el proceso con su estatut.

-Señalo a Mas por el tremendo error de cálculo tras el 11S de 2012, tras el que se fue a Madrid para que le dijeran que no y poder convocar elecciones. La estrategia Moisés no funcionó y no ha sabido rectificar. Él sí que se ha suicidado.

-Señalo a CiU porque siendo el referente del centro derecha en Catalunya ha jugado con la ambigüedad para ganar pescar votos en distintos caladeros, al tiempo que el PP se ha mantenido -por méritos propios, Alicia, veté ya- como un partido marginal.

-Creo que Mas recibió -y lo escribí en su día- mucho voto prestado para echar al segundo tripartito, voto que perdió automáticamente cuando convocó dos años después elecciones para hacerse con el timón del proceso soberanista (él, aficionado al lenguaje marinero, ha virado abandonando el centro).

-Los errores de cálculo de Mas y de CiU van a entregar el poder a Esquerra -de facto ya lo tienen- y a Junqueras. No me importa que sean independentistas, me importa y mucho su programa electoral y su sectarismo ideológico.

-Señalo a Zapatero y a Rajoy, por usar a Catalunya y a los catalanes como arma electoral. Y a Ibarras o Monagos por lo mismo. De un cinismo repugnante.

-Culpo a los sucesivos gobiernos españoles de la nefasta gestión de la solidaridad entre comunidades autónomas, de su falta de transparencia y control: los intereses electorales siempre han pesado más que el interés general.

-Han demostrado también una falta de sensibilidad notable, piel de rinoceronte podríamos llamarla, con Catalunya, que les ha impedido entender nada.

-Podría seguir, pero se ha demostrado que nuestros políticos -que nadie se queje de que generalizo- de aquí y de allá, los sindicatos, las empresas… han convertido España en una cueva de ladrones. De ahí Podemos.

¡Ah! Una mención a mis colegas de los medios de comunicación públicos y privados-subvencionados de Cataluña: ¿Cómo se atreven a definir su trabajo como información/periodismo?

Continuaremos, pero si esto no se arregla perderemos todos: en el mar lo llamarían irse a pique. Catalunya y España. Pues eso. A ver si recuperamos la razón y alguien soluciona este entuerto. No es fácil.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s